*Escribe tu pregunta para encontrar consejos que te harán sentir bien.

UVA, UVB Y SPF: Lo que necesitas saber

Compártelo Facebook Twitter

La protección solar es un indispensable en la rutina diaria, entérate qué significa cada una de ellas.

Todos sabemos que debemos proteger nuestra piel del sol. Pero puede ser confuso saber qué es qué cuando se trata de protección solar: Rayos UVA, UVB, SPF: ¿qué significa todo esto? Si no estás segura, podría significar que no estás obteniendo el nivel de protección solar que tu piel necesita. Sigue leyendo para conocer las diferencias:

¿Cuál es la diferencia entre los rayos UVA Y UVB?

El sol emite dos tipos de rayos ultravioleta que dañan la piel. Los rayos UVA y UVB causan diferentes tipos de daños, y no todas las cremas solares protegen contra ellos de la misma manera, por lo que es importante saber la diferencia entre los dos, y de qué son responsables.

Rayos UVA

Estos están presentes en todo momento durante el día y, aunque no veas sus efectos de inmediato, son muy poderosos: Pueden penetrar las nubes e incluso en el cristal. Penetran en la piel más profundamente que los UVB para causar daño a largo plazo (incluidos los tipos de cáncer de piel) y juegan un papel importante en el proceso de envejecimiento, como causar arrugas, manchas solares y piel correosa.

Rayos UVB

Estos son los rayos que son los principales responsables de las quemaduras solares y el envejecimiento de la piel. No penetran tan profundamente como los rayos UVA, pero son iguales de dañinos. Ellos juegan un papel importante en el desarrollo de cánceres de piel, incluso el melanoma.

¿Qué es SPF y cómo funciona?

Esto significa “factor de protección solar” e indica el nivel de protección que proporciona una crema solar contra los rayos ardientes. Más específicamente, se refiere a qué tan bien el producto reduce el efecto ardiente del sol en su piel. Por ejemplo, si por lo general comienzas a broncearte después de 10 minutos al sol, la aplicación de un filtro solar SPF 15 te protegerá durante 15 veces más tiempo, lo que significa que estás protegida hasta 150 minutos. Los productos deben aplicarse cada dos horas y mientras más tiempo bajo el sol, debes elegir un SPF más alto para empezar.

Los SPF varían de 2 a 50+, y 50+ ofrecen la mayor protección contra los rayos UVB.

Es importante que cada vez que te apliques protector solar uses una cantidad generosa, especialmente después de estar en el agua, cada dos horas o con la frecuencia recomendada por el producto para ayudarte a mantenerte protegida durante todo el día.

Además te recomendamos

El contenido de esta página web es solo indicativo de conductas que en general son catalogadas como saludables y no son en ningún caso una solución médica. Ante cualquier malestar consulte siempre con su médico. No se automedique.